Cómo descargar e instalar OS X 10.10 Yosemite Beta

OS X 10.10 Yosemite Beta ya puede descargarse para su revisión
Apple impone requisitos para la descarga de OS X 10.10 Yosemite Beta
OS X 10.10 Yosemite Beta no tendrá todas las funciones vistas en la WWDC 2014

Después de la “Keynote” del WWDC 2014 nos sorprendió saber que Apple pondría a disposición de todo el mundo el beta de su nuevo sistema operativo de escritorio OS X 10.10 Yosemite, pues con él podremos verificar de primera mano las novedades que tiene la última creación de los de Cupertino.

Quienes se pregunten qué es el programa OS X Beta deben tener en cuenta consiste en la fase de prueba del nuevo sistema operativo de escritorio de Apple OS X 10.10 Yosemite. La versión completa se encontrará disponible a partir del otoño de este año, pero mientras ya se puede tomar parte del nuevo cambio y dejar con ello los comentarios que se estimen convenientes sobre su funcionamiento.

No obstante lo anterior, la página con la versión pública de Apple OS X Yosemite Beta sólo se encontrará disponible para el primer millón de usuarios que se inscriba. La idea es que los usuarios que puedan entregar un feedback lo hagan y se inscriban en el programa “Beta” de Apple, para que así la versión definitiva se haga pública con la menor cantidad de errores posibles.

La inscripción se realiza con el uso del Apple ID, donde luego se nos envía un código de canje que nos permitirá tener acceso a la descarga del sistema operativo OS X 10.10 Yosemite desde la App Store. La idea de esta instalación es precisamente el que se pueda informar a Apple cuando se produzca una problema en el uso de su nuevo OS de escritorio, lo que podrá hacerse a través del asistente que se ha incorporado para tales efectos.

LEAR  iOS 17.4 Beta: Todas las Nuevas Novedades

Otro de los requisitos que se ha planteado para la instalación de OS X 10.10 Yosemite es el tener instalado en el ordenador previamente OS X Mavericks, por lo que no cualquier usuario puede tener acceso a esta versión “beta”, algo que pensamos sí sería posible mientras cubrimos el evento en vivo de Apple en San Francisco el día de ayer. Ahora bien, como se trata de una versión de prueba con fallos, Apple ha pensado que es una buena idea el instalar esta versión como OS secundario, de forma que no se alteren las actividades diarias que tiene que hacer cada usuario por errores y fallo de la edición “beta”.

Lamentablemente, quienes hayan quedado sorprendidos con la adición de las nuevas características, tales como las llamadas telefónicas, SMS, Instant Hotspot y iCloud Drive, deberán esperar un poco más para verlas en forma y dentro del sistema operativo de Apple, ya que en esta versión “beta” no están presentes.

    Apple ha informado a los usuarios que vayan a descargar esta versión que “algunas aplicaciones y servicios puede que no funcionen de la forma que se espera debido a que se trata de una edición “beta”. Si utilizamos iCloud Documents en Mavericks, por ejemplo, y somos miembros del programa de desarrollo de iOS, los documentos no se sincronizarán a nuestros demás dispositivos Macs e iOS”.

    La nueva versión OS X 10.10 Yosemite se anunció el día de ayer tendría muchas características que son dignas de destacar, las llamadas telefónicas es una de las excelentes inclusiones, la mejora en el uso de AirDrop, un nuevo Spotlight, iCloud Drive, mejoras en Safari que son interesantes –  aunque no del todo trascendentes, notificaciones interactivas, widgets, entre muchas más novedades.

    Para nosotros los cambios de OS X “Yosemite” son importantes, trascendentes y seguramente marcan la antesala de lo que saldrá el próximo año, sin embargo, lo que quizás no muchos han pensado es el nivel de integración que tendrá el sistema con el nuevo iPhone 6, teléfono que si bien no apareció mencionado en la conferencia del día lunes, tendrá un contacto “cercano” con el sistema operativo de escritorio.

    LEAR  Actualización del miércoles: Novedades de Gaza

    Uno de los fuertes de OS X es la integración entre dispositivos, algunos de los cuales no utilizarán necesariamente el mismo sistema (OS X e iOS), de forma tal que se podrá junto con iOS 8 sincronizar las tareas que se están realizando en un lugar para luego continuarlas en otro dispositivo, por ejemplo entre un iMac y un iPad Air. Creemos firmemente que el iPhone 6 y el próximo iPad Air 2 sacarán partido a esas ventajas gracias al potente hardware que tendrán ¿qué piensan ustedes?