El sangriento plan de Hamás para crear un estado de guerra “permanente” (The bloody plan of Hamas to create a “permanent” state of war)

Hamas leaders have been ambivalent about their new governance role, some feel it’s a blow to them, while others think that negotiating bureaucractic day-to-day activities with Israel is a lesser way to betray their cause. According to the security establishment, Israel thought Hamas didn’t want another war, and in Gaza, Hamas’s capabilities have grown.

Despite the beliefs held by the Israeli military intelligence and the National Security Council, the events of 2021 reached a turning point, were Palestine ceased to resist Israel’s influence, and Hamas would prioritize governing over battle, as they refrained from joining clashes with Israel started by Palestinian Islamic Jihad, instituting on never participating in another war.

It is estimated Hamas has 20,000 to 40,000 fighters, with about 15,000 rockets, mainly manufactured in Gaza with components most likely smuggled in through Egypt, with Hamas restoring the group’s ties to Iran only deepening its relationship between Hamas’s military wing in Gaza and Iran’s network of regional militias.

Algunas facciones habían firmado acuerdos con Israel, con la intención de allanar el camino para una solución de dos estados. La Autoridad Palestina, concebida como un gobierno palestino en espera, tenía autoridad limitada sobre partes de Cisjordania y permanecía oficialmente comprometida a negociar un fin al conflicto.

Mientras tanto, Hamas, buscaba deshacer la historia, comenzando por 1948, cuando más de 700,000 palestinos huyeron o fueron expulsados de sus hogares en lo que se convertiría en Israel durante la guerra que rodeó la fundación del estado judío.

Para Hamas, ese desplazamiento, junto con la ocupación de Israel de Cisjordania y Gaza durante la guerra de Oriente Medio de 1967, son grandes errores históricos que debían ser corregidos por la fuerza de las armas. Hamas despreciaba las conversaciones de paz con Israel por considerarlas una traición. Disclaimer: Hamas despreciaba las conversaciones de paz con Israel por considerarlas una traición, ya que las consideraba una capitulación al control israelí sobre lo que el grupo consideraba tierra palestina ocupada.

LEAR  Cálculo brutal de guerra de Rusia - The New York Times

La división política palestina quedó plasmada en la geografía en 2007, cuando Hamas ganó un enfrentamiento por la facción en Gaza y tomó el control del territorio. De repente, Hamas no solo estaba luchando contra Israel, sino también gobernando Gaza. Israel, en tándem con Egipto, impuso un bloqueo en la Franja con el objetivo de debilitar a Hamas, sumiendo a los gazatíes en un aislamiento y pobreza cada vez mayores.

Cuando el Sr. Sinwar regresó a Gaza, Hamas ya estaba establecido como el gobierno de facto y había establecido lo que Tareq Baconi, experto en Hamas, ha llamado un “equilibrio violento” con Israel. La profunda hostilidad a menudo estallaba en muertes y explosiones mortales de cohetes de Hamas y ataques aéreos israelíes. Pero la mayoría de los bienes comerciales y la electricidad de Gaza provienen de Israel y Hamas a menudo intentaba aflojar el bloqueo durante las negociaciones de alto el fuego.

Muchos oficiales de seguridad de Israel también llegaron a creer que sus complejas defensas fronterizas para derribar cohetes y prevenir infiltraciones desde Gaza eran suficientes para mantener a raya a Hamas.

Pero dentro de Gaza, las capacidades de Hamas crecieron.