Blinken anuncia más de $400 millones en nueva ayuda humanitaria para los palestinos en Gaza.

El Secretario de Estado de los Estados Unidos, Antony Blinken, anunció el martes más de $400 milloes en nueva ayuda humanitaria para los palestinos en Gaza, mientras que volvió a pedir a Hamas que acepte una propuesta de alto el fuego que describió como la manera más efectiva de abordar la devastación humanitaria. La principal diplomático de EE.UU., hablando en una conferencia de emergencia de ayuda humanitaria en Jordania, también pidió a los países que den más ayuda para apoyar a los habitantes de la Franja. La situación humanitaria en Gaza se ha vuelto catastrófica durante los ocho meses de guerra de Israel contra Hamas. El gobierno israelí ha restringido el acceso y los artículos que han podido llegar a la Franja. Las organizaciones de ayuda humanitaria han tenido que lidiar con una infraestructura destruida que dificulta su capacidad para ofrecer la ayuda críticamente necesaria, y los trabajadores humanitarios se han visto atrapados en el fuego cruzado. “La crisis en Gaza es inmensa”, reconoció Blinken. “Solo un tercio del actual llamamiento de las Naciones Unidas está financiado. Eso deja un déficit de aproximadamente $2 mil millones a $3 mil millones. Cada país puede ayudar a llenar este vacío. Sin embargo, algunos que han expresado una gran preocupación por el sufrimiento del pueblo palestino en Gaza, incluidos países con la capacidad de dar mucho, han proporcionado muy poco, o nada en absoluto”, dijo Blinken sin mencionar países específicos. “Es hora de que todos, todos, den un paso al frente.” Los $404 millones en nuevos fondos de EE.UU. se destinarán a “alimentos, agua potable segura, atención médica, protección, educación, refugio y apoyo psicosocial”, según una nota de prensa del Departamento de Estado. En sus declaraciones del martes, Blinken dijo que “especialmente en los últimos meses, Israel ha tomado algunos pasos importantes para abrir más cruces, para abordar obstáculos a la entrega de asistencia, pero puede y debe hacer más.” “Como trasladamos directamente al gobierno israelí, es crucial acelerar la inspección de los camiones y reducir las demoras, proporcionar una mayor claridad y reducir la lista de bienes prohibidos, aumentar los visados para los trabajadores humanitarios y procesarlos con mayor rapidez, crear canales más claros y efectivos para que los grupos humanitarios se desvinculen de las operaciones de la IDF, aumentar medicamentos y equipo para salvar vidas, proporcionar todo lo necesario para reparar los sistemas de agua y saneamiento”, dijo. “Y Israel debe tomar más medidas para reducir las bajas civiles, incluso cuando se enfrenta a un enemigo que inició esta guerra con la matanza bárbara de civiles el 7 de octubre”, dijo Blinken. A pesar de las afirmaciones de Blinken sobre los “pasos importantes” tomados por el gobierno israelí, los trabajadores humanitarios dicen que la situación en el terreno solo ha empeorado, especialmente a medida que el ejército israelí ha intensificado las operaciones en Rafah, a donde huyeron millones de palestinos anteriormente. Blinken reconoció en sus declaraciones el martes que “más de un millón de personas han sido desplazadas de Rafah solo en el último mes, muchas de las cuales ya habían sido desarraigadas varias veces.” “La situación ha vuelto a uno de los puntos más bajos, lo que es bastante impactante en este momento”, dijo Arnaud Quemin, director de Oriente Medio de Mercy Corps. Había un “ecosistema” para el trabajo de ayuda humanitaria en Rafah: algunas organizaciones no gubernamentales y agencias de la ONU proporcionan instalaciones logísticas, otras proporcionan transporte, “todos trabajan juntos para hacerlo posible,” describió a CNN. Pero con la operación militar israelí desde el principio de mayo, “no podía funcionar más, simplemente se paralizó.” Funcionarios internacionales y trabajadores humanitarios han descrito la situación en Gaza como sin precedentes en su complejidad y alcance. El Secretario General de la ONU, Antonio Guterres, dijo en la conferencia del martes que “la rapidez y escala de la carnicería y matanza en Gaza está más allá de cualquier cosa en mis años como Secretario General.” En sus observaciones, el principal diplomático de EE. UU. enfatizó que EE. UU. ve a Hamas como el único obstáculo para un alto el fuego que aliviaría el sufrimiento humanitario. “Hoy, mientras nos reunimos, una, y solo una, cosa se interpone en el camino de que el acuerdo se lleve a cabo, y eso es Hamas”, dijo. “Así que mi mensaje principal y primero hoy a cada gobierno, a cada institución multilateral, a cada organización humanitaria que quiera aliviar el sufrimiento masivo en Gaza: hagan que Hamas acepte el trato.” Otros también enfatizaron la necesidad de un alto el fuego para permitir el trabajo humanitario. “La situación actual no puede sostenerse. Sin un acuerdo político que apoye un alto el fuego, el sistema de asistencia humanitaria se ve empujado a un punto de colapso”, dijo Mirjana Spoljaric, presidenta del Comité Internacional de la Cruz Roja, en la conferencia del martes. Esta historia ha sido actualizada con informes adicionales. Para obtener noticias y boletines de CNN, cree una cuenta en CNN.com”

LEAR  Goodnotes para iPad actualizado con soporte para Apple Pencil Pro